“Some Be”, la primer película de zombis hecha en Cancún por Héctor Aguilar

Cancún, México.- Tras finalizar el proyecto fílmico independiente Some Be, el cineasta Héctor Aguilar prepara su estreno y también su secuela. Deshuesadero.com recuerda una entrevista hecha al director hace dos años, cuando la apuesta del talentoso realizador sorteaba obstáculos para convertirse en la primera película de zombis en Cancún.

Cuando se escucha la palabra Cancún, en la mente de las personas se crean imágenes de sprinbreakers alcoholizados, resorts todo incluido, Coco Bongo, sol y un inmenso mar turquesa. Recientemente Cancún también evoca Tajamar, maquinarias pesadas aplastando vegetación y animales y otros ecocidios igual de perversos. El hecho es que Cancún retumba en el mundo por ser una apuesta turística atractiva, posiblemente en decadencia, pero su fama, sin duda, no se debe a su oferta cultural ni a su cinematografía.

Pese a que Cancún brilla por sus atracciones turísticas de cemento, bodas millonarias y negocios dudosos, el cineasta Héctor M. Aguilar emerge del esfuerzo y talento un proyecto cinematográfico único en México, un filme de “muertos que caminan” rodado en escenarios olvidados de Cancún, lugares que han sufrido la decadencia de un modelo turístico fracturado que ahora servirán para recrear una atmósfera apocalíptica para Some Be.

La ópera prima del joven cineasta comenzará a rodarse el 10 de marzo (en este 2019 está próximo a estrenarse), bajo el sello de su productora, Iguana Cruda Films: antes del primer grito de “acción”, Some Be se ha convertido en un fenómeno mediático, tanto por su temática como por su convocatoria de “zombis” y crew.

Some
10 de Marzo de 2017, primer día de llamado Some Be.
Some Be / Una película de Héctor M. Aguilar
Iguana Cruda Films 2019. Fotografía: Equipo Some Be. Tomada de su Fan page.

A unos días de iniciar uno de los proyectos fílmicos más prometedores del estado de Quintana Roo, Héctor nos platica sobre lo que es hacer cine en un lugar donde lo único que importa es el turismo y lo demás sobra o, simplemente, no importa. Some Be, un proyecto independiente que dará de qué hablar en los próximos meses hasta su estreno.

Deshuesadero (DH).- Some Be, una película independiente de zombis en Cancún. Héctor, háblame del filme

Héctor Aguilar (HA).- Some Be es una película sobre muertos que caminan, haciendo una analogía en la que develamos cómo un sistema de creencias impuesto sobre la mente de una sociedad puede crear una especie de adormecimiento de la voluntad, atrapándonos en un sedentarismo autómata. La cinta nos plantea la empatía hacia todo lo que nos rodea como una opción más existente, la cual hemos ido perdiendo como especie. Todo desde una estética un tanto cruda. Some Be es mi primer largometraje, el proyecto para el que me he preparado toda la vida y sólo puedo expresar gratitud a todas las personas que están haciendo posible este sueño y que han depositado toda su confianza en el proyecto. Llevo 7 años con esta idea en la cabeza.

Iguana Cruda tiene una trayectoria importante y larga en un lugar donde el turismo es prioridad y el cine, como la cultura, no figura, o para decirlo menos tajante, vale madre.

(DH).- Dime qué es hacer una ópera prima en un sitio donde los springbreakers son prioridad y vender tiempos compartidos a gringos y canadienses es ganarse la lotería

(HA).- Sin duda es un gran desafío, ya que hasta ahora es un proyecto íntegramente independiente, del cual oficialmente arrancamos su primera fase y comenzamos a visualizar desde hace más de un año. El proceso ha sido más lento de lo que habíamos planeado, sin detenernos desde marzo de 2016, y aquí estamos finalmente, a un par de días de iniciar la segunda fase de este proyecto con la primera etapa del rodaje. Afortunadamente hemos contado con el apoyo de amigos y colegas en el medio que nos han ofrecido toda su ayuda. Hemos logrado juntar un gran equipo de producción que sigue creciendo todos los días, al que se ha sumado gente muy talentosa. Por otra parte, estamos sorprendidos por la gran respuesta de las personas, no sólo de Cancún, sino de todas partes de la República, que todos los días nos mandan sus portafolios. Hay mucha gente entusiasmada por participar en la película. A nuestro casting para elenco llegaron 90 reels de todo el país. Y para nuestros extras zombis recibimos casi 200 solicitudes y todos los días seguimos recibiendo más. Actualmente tenemos en el crew a 74 zombies registrados. Todos ellos cancunenses. Es ahí en donde podemos darnos cuenta que existe también un gran sector en nuestra joven ciudad ávido de cultura, con la necesidad de sentirse integrado e identificado de manera activa a través del arte.

Some2
Fotografía: Equipo de Some Be.

(DH).- Hace unos meses Instante, un cortometraje de tu autoría, nos dio pistas de tu visión, de tu narrativa. ¿Qué podemos esperar de tu largometraje?

(HA).- Le tengo un profundo respeto al lenguaje cinematográfico y suelo estudiar y replantear una y otra vez cada plano y cada puesta en escena. Esto desde la escritura hasta el proceso de montaje. Pero actualmente estoy en una etapa en donde me estoy permitiendo más libertad para explorar; de experimentar con un lenguaje narrativo menos ortodoxo, un tanto onírico, dando prioridad al contenido, el fondo sobre la forma. En cuanto a la temática que abordo, Some Be es un análisis profundo sobre diversas problemáticas de nuestra especie que me preocupan como habitante de este planeta. Sin ser jueces; únicamente reconociendo que están ahí, por más incómodas que nos parezcan. Some Be podría considerarse como una extensión de mi anterior trabajo, Instante.

(DH).-¿En qué proceso vas de Some Be y cuáles son los pasos hasta su culminación?

(HA).- Estamos dedicados de tiempo completo, muy emocionados, cerrando ya la preproducción para iniciar la primer etapa del rodaje, que será del 10 al 12 de marzo. Posteriormente editaremos un trailer con ese material para iniciar una campaña de fondeo y así reunir el presupuesto que aún nos hace falta. Para terminar la película con la calidad a la que aspiramos, necesitamos rodar durante 4 semanas continuas, y en el cine, cada día de producción es muy costoso, tomando en cuenta en que hay días de llamado en los cuales somos hasta 80 personas. Esa segunda etapa de rodaje de 4 semanas está prevista para iniciar en julio. Queremos hacer unos primeros screenings con el primer corte a finales de noviembre o principios de diciembre de este mismo año. Estoy consciente que por los tiempos es una locura, pero es el plazo que me puse y lo vamos a hacer.

Some3

(DH).- ¿Quién eres?, y no me refiero a un sentido filosófico del ser, dime tu trayectoria.

(HA).- Empecé a jugar contando historias con una cámara como a los doce o trece años. Estudié un diplomado en cinematografía con el maestro Sergio García Michel en la SOGEM. Posteriormente, entré a estudiar formalmente la carrera de cine en el Centro de Estudios Cinematográficos Indie, en la ciudad de México, aunque estuve sólo un breve periodo de tiempo. En el año 2003 hice mi primer corto llamado Moribundos, el cual logró una mención honorífica en el Festival Culto Joven de la Ciudad de México. Llegué a Cancún en 2004 con la idea de establecer y consolidar Iguana Cruda Films, mi casa productora, proyecto que inicié en CDMX con amigos que conocí estudiando cine y que se creó con el objetivo de producir nuestros propios cortometrajes, participando cada quien en las diversas áreas, una especie de taller. He dirigido 10 cortometrajes y desde hace 10 años me he dedicado de lleno a la dirección y producción de videoclips para músicos y bandas de diferentes partes del país. Llevo 15 años impartiendo cursos y talleres de cine en Cancún, en donde soy yo quien más ha aprendido y de los cuales muchos de los alumnos que han asistido son ahora mis colegas y han trabajado conmigo. He participado haciendo la fotografía y edición de varios cortometrajes para diferentes colegas y amigos. El año pasado entrené en cine Instante, mi más reciente trabajo, el cual acaba de ser adquirido por una distribuidora especializada en cortometrajes y está por iniciar su recorrido por festivales internacionales. Actualmente estoy dedicado de tiempo completo a Some Be.

(DH).- Recursos, dinero, ¿quién está atrás de Some Be?, o eres de esos locos que tienen un crew con hambre de creación?

(HA).- Soy de esas personas a las que no les gusta quedarse esperando sentados. Es mayor mi necesidad de creación que cualquier falta de presupuesto. Como decía Cerati: ‘mereces lo que sueñas’. Sólo hay que hacer las cosas para que éstas funcionen. Creo que ese es el paso que define la diferencia entre ser creativo y ser un creador. Y afortunadamente cuento con un crew que comparte la misma filosofía. Hasta ahora todo el proyecto ha sido autofinanciado por mi productor, Ulises Velasco, y yo. Y si terminando la campaña de fondeo no llegamos a la meta, aun así vamos a arrancar la segunda etapa del rodaje y lo vamos a terminar, como sea, con los medios con los que contemos hasta esa fecha.

(DH).- Primero la película, luego su distribución, o festivales. ¿Qué seguirá?

(HA).- Planeamos tener un par de screenings en Cancún y posteriormente comenzar un ciclo por festivales internacionales. Actualmente hay una gran variedad de plataformas de distribución y de streaming y la idea es conseguir una distribuidora para que luego de concluir su recorrido por festivales podamos estrenar comercialmente a nivel nacional en México.

(DH).- Héctor, no quiero sonar a lugar común, pero dime tus influencias, tanto cinematográficas como de letras, musicales, quiénes te hacen una pieza.

(HA).- Soy un melómano en cuanto al cine y la música se refiere. Un verdadero atascado. Escucho diferentes cosas y sigo a diferentes directores dependiendo del estado de ánimo y a etapa en la que me encuentre. En cuanto a la música me gustan desde los clásicos como The Beatles (soy un beatlemanico), The Doors, Pink Floyd, Rolling Stones, Lou Reed, The Velvet Underground, Queen, Bowie. Crecí con la generación de Nirvana, Pearl Jam y el buen MTV de los 90. Me encanta Cerati, Caifanes, Tame Impala, Manu Chao, The Mars Volta, Air, Radiohead, Arcade fire, Grimes, Daughter, Interpol, Zoe, Porter, Cielo razzo, Bjork, Christhian Death, Covenant, Espécimen, Natalia La fourcade, Mogwai y un largo etcetéra. Me gusta escuchar y conocer por lo menos 3 bandas nuevas cada mes. Actualmente estoy escuchando a una banda llamada Ringo Deathstar y a Chico Unicornio. Del cine no sé si llamarlo influencia, pero si tengo muchos directores que me han marcado visualmente y me han inspirado, como: Peter Jackson (en sus inicios gore), Wes Craven, Robert Zemeckis, Tom Tykwer, Alejandro González, Alfonso Cuarón, Federico Fellini, José Mojica Marins, Alejandro Jodorowsky, Gaspar Noe, Bigas Luna, Elias Merhige, Alex de la Iglesia, Kubrick, Pablo Parés, Lars Von Trier, Fede Alvarez y por supuesto George Meliés. Y una veintena más. De la literatura te puedo decir que los libros que me han marcado van desde autores como Aldous Huxley, Herman Hesse, Nietzsche, Paco Ignacio Taibo, Carlos Castaneda, Jaime Sabines, James Douglas Morrison y Jorge Luis Borges (Borgues, diría Fox).

(DH).- ¿Cuáles son las locaciones y por qué las elegiste?

(HA).- Las locaciones son zonas urbanas y lugares abandonados de Cancún que nos permiten proyectar una atmósfera apocalíptica universal para que un espectador tanto de México como de Tailandia pueda sentirse identificado. Hicimos un intenso scouting por toda la ciudad y encontramos unos lugares increíbles.

(DH).- Director y guionista, ¿cómo nace todo?

(HA).- Me gustaba escribir y contar historias desde los 5 años. Desde niño me la pasaba dibujando y creando comics. Primero copiando algunos clásicos de editorial Vid o los famosos Video Risa y después creando mis propios personajes. Fue algo que comencé a hacer de forma intuitiva. A los trece años descubrí una videocámara y sus posibilidades para contar historias y de ahí nació todo. Estuve en contacto con las cámaras y los medios desde siempre, ya que mi padre era periodista y corresponsal de diferentes medios y a veces lo ayudaba operando cámara. Un día descubrí Bad Taste de Peter Jackson, 8 y medio de Fellini y ahí inició todo.

(DH).- ¿Sé alguien?

(HA).- Debajo de esta prisión de carne, hueso y cerebro se encuentra nuestro verdadero ser. La pregunta es: ¿lo somos realmente?

(DH).- ¿Quiénes hacen posible Some Be?

(HA).- Al frente del proyecto están Ulises Velasco, como productor ejecutivo. Marycarmen Interian como coordinadora de producción. Gaby Ampudia, en dirección de arte. Oscar Caymares, en sonido directo. Laura de la Torre, en social media y un gran crew: Fernando Bonilla, Erick Marfil, Javo Armas, Tere Castro, Maxi Garzo, Claudia Saavedra, Felipe Velarde y Danitza Yañez. Y en los roles prinicpales los actores Sidney Robote y Luciana Ameztoy.

(DH).- ¿Dónde se puede tener información de tu ópera prima y de tus trabajos?
Pueden encontrarme en Youtube, Facebook, Instagram, y Twitter como iguanacrudafilms. Y en el fanpage de Some Be.

*La entrevista fue realizada en marzo de 2017, y se publicó en su momento en Deshuesadero.com y RevésOnline.